menú

lunes, 16 de noviembre de 2015

Reseña: La encuadernadora de Libros Prohibidos



        

         Antes de nacer, dicen que San Bartolomé, el santo patrono de los encuadernadores, ofrece a nuestras almas la posibilidad de elegir entre dos libros, uno esta encuadernado en el cuero más suave, dorado y decorado en oro, el otro tiene una encuadernación lisa de piel cabra, sin teñir.

Si el ama elige primero al ingresar a nuestro mundo lo  abrirá para descubrir que en sus págs. esta escrito un destino ineludible. El libro se ira cuarteando y desgastando, pero el segundo libro tiene las páginas en blanco para que sean escritas con total libertad y a medida que avanza el destino del alma, el libro se ira embelleciendo hasta la perfección total.   




Sinopsis
Dora Damage sabe que está en la miseria, atrapada en el Londres victoriano entre la enfermedad de su marido, Peter, incapaz de sacar adelante la pequeña imprenta familia. La presencia de su hija Lucinda hará que Dora decida encargarse de la vieja imprenta. Perseguida por los prestamistas, Dora recorre las librerías hasta que encuentra al señor Diprose y sus ediciones pornográficas –El Decamerón, Fanny Hill, o memorias de una mujer de placer, El Ars Amatoria de Ovidio–, cuyos encargos debe realizar en el más absoluto secreto, encuadernándolas con todo lujo y filigranas, destinadas a una enigmática y acaudalada sociedad denominada los Nobles Salvajes. Hasta que ejemplar a ejemplar, Dora va conociendo que aquellos nobles forman un club basado en compartir el conocimiento de la crueldad y de algo aún más tenebroso. Dora comenzará a darse cuenta de que ha penetrado en el seno de una obsesión de sexo, placer y muerte a la que tendrá que hacer frente si no quiere convertirse en una piel reseca más entre sus manos.


             Nos encantan los libros. Son los mejores amigos de hombre. En esta novela encontré para mi asombro que el encuadernador es mujer. Cosa totalmente prohibida que la mujer trabaje fuera de sus tareas de ama de casa, considerándola inferior en muchas cosas y menos que menos que sus ojos pudieran observar libros con imágenes y relatos  sexuales.  O tan siquiera conocer el cuerpo humano, su naturaleza y funcionamiento.  Totalmente inadmisible.  Tontos pacatos.

Es magnífico recrearse con un arcón es llenos de trajes viejos y en desusos. Y ver como los transforman. Recorrer miles de hilos de colores, sedas, linos, puntillas y rasos. Esos costureros serian como cajas de pandora (Y esto lo dice una persona que solo sabe pegar un botón y coser un dobladillo y no demasiado parejo)

También me agrada la dedicación y esmero en ilustrarlo con buen gusto y empleando el lenguaje de las flores y hojas.  Todo muy bonito para quienes gustamos de libros y encuadernaciones antiguas, obras de maestros artesanos y también visionarios, soñadores y con el don de la clarividencia en algunos casos podría decirse.




Un lugar especial  tiene la biografía y que lleno de tristeza al saber que falleció siendo tan joven y dejando una hermosa familia. Tal vez dios necesitaba de un ser tan especial como ella para  que le relate historias bonitas.  


Lenguaje de flores, hojas y hierbas:

Hiedra: Fidelidad










Acacia: Amor secreto












Zinnia;Amigas recordadas













Cilantro: Lujuria






 Lilas: Ambigüedad








Biografía de la Autora:

Belinda Starling Trim, que vivía en Wivenhoe, murió el 11 de agosto de 2006 tras una operación para extirpar un quiste en sus vías biliares. Ella tenía 34 años y dejó un marido y dos hijos pequeños.

Belinda, universalmente conocida como “Bee” , murió sabiendo que Bloomsbury está dispuesto a publicar su primer libro, el “the Journal of Dora Damage”. Lo que ella no sabía era que sería un éxito de popularidad y de ventas. Literatura Inglesa , Drama y Música fueron sus grandes amores, y uno de sus momentos más felices fue cuando estaba enseñando Romeo y Julieta a un grupo de adolescentes de KwaZulu.






1 comentario:

  1. La reseña es interesante y me parece que lo anoto para leerlo. Un abrazo

    ResponderEliminar